Mons. Armando: La Encarnación es el acontecimiento por el cual Dios nos da su amor

Mons. Armando: La Encarnación es el acontecimiento por el cual Dios nos da su amor

marzo 26, 2021 0 Por Diócesis de Tampico

Comparte esta nota:

El pasado 25 de Marzo, se llevó a cabo la fiesta patronal en la  parroquia Nuestra Señora de la Encarnación, la cual se conmemoró con una misa oficiada por nuestro Obispo José Armando, en donde compartió un mensaje a esta comunidad parroquial.

Comenzó expresando que el mundo en su historia  ha conocido momentos memorables y grandiosos a través de los descubrimientos que científicos y personas han hecho  través de cambios, de épocas. Pero refirió que ninguna se comprar con la fiesta que hoy celebramos, ningún acontecimiento que haya sucedido se compara con la grandeza y lo maravillosos de este acontecimiento de cuando Dios entra a ser parte  de la humanidad,  cuando  Dios se encarna y ya no viene solamente a salvar, sino a estar con nosotros.

En la primera lectura, se menciona que el pasaje  “he aquí, que la virgen concebirá y dará la luz a un hijo y le pondrá por nombre Emmanuel que querrá decir Dios con nosotros” y esta es la consecuencia de la encarnación, Dios vino a ser parte de nuestra historia de nuestra vida, del mundo el cual Dios pudo haber salvado de muchas maneras, con una palabra, con una bendición con una orden como cuando creo el mundo,  pero Dios ha venido  y se ha involucrado o en la historia, este es el acontecimiento que hoy celebramos. 

Dios se hizo hombre en el seno de María; la sagrada escritura nos dice en Evangelio según San Juan, “Tanto amo Dios al mundo que le envió a su propio hijo”,  la encarnación es un hecho de amor, es un acontecimiento por el cual Dios nos da su amor;  tanto Dios nos ha amado que nos ha entregado  lo más grande, lo más hermosos y amado que él tenia y es por eso que, la encarnación nos recuerda a ese momento tan extraordinario de la humanidad, de nuestra fe y del encuentro con Dios.

También expresó que este acontecimiento se realizó a través de hechos humanos y que al igual que nosotros, cuando vemos nuestra historia con Dios podamos entender que el nunca quiso introducir cosas extrañas en nuestra vida, ni acontecimientos que nos dejaran asustados o temerosos, si no que Dios se ha valido de las cosas más humanas y esenciales para nuestro camino con él.

Por último nos invita a meditar los relatos del anuncio del angel en donde se le dice a María “alégrate, no temas” porque eso es a lo que estamos invitados, a alegrarnos en Dios y no temer, porque lo que Dios busca en la alegría es la paz del corazón y es a lo que Dios nos llama en esta fiesta, alegrarnos de que él está en nuestra vida y nos invita y recuerda que como a María cuando tuvo dudas e incertidumbre se le dijo, “El Espíritu Santo te cubrirá con su manto y será quien lleve a cabo la obra” y eso es lo que debe de interesarnos en los momentos difíciles, el recordar que el Señor está con nosotros y que el mismo Jesús también lo dijo, “no teman porque yo estaré con ustedes”  así que es la invitación de hoy, tener confianza a Dios de tal manera que podamos decir “hágase en mí, según tu palabra”.